jueves, 18 de febrero de 2016

Aurora Luque



Me pregunto si alguna vez Aurora Luque ha escrito un mal poema. Por el momento no he logrado hallarlo.

Así que voy a transcribir uno cualquiera, es decir, uno excepcional, para darle las gracias (modestamente, desde este rinconcillo) por su poesía.

Carpe noctem

Carpe noctem, amor. Coge el brusco deseo
ciego como adivino,
los racimos del pubis y las constelaciones,
el romper y romper
de besos con dibujos de olas y espirales.
Miles de arterias fluyen
mecidas como algas. Carpe mare.
Seducción de la luz,
de los sexos abiertos como tersas actinias,
de la espuma en las ingles y las olas
y el vello en las orillas, salpicado de sed.

Desear es llevar
el destino del mar dentro del cuerpo.


Incluido en "Poemas para la siesta de Epicuro".



2 comentarios: