miércoles, 30 de enero de 2013

Luisa Castro

Cuando estoy solo, amenaza el tedio, el antídoto es Luisa Castro.

"Creo en la electricidad.
Aún estoy apoyada, sonriendo,
en el poste de la luz
con mi dedo índice
señalando la calavera".

Baleas e baleas, "Ballenas", 1988.

Aunque somos casi coetáneos, soy su pobre aprendiz.